Inicio Blog Página 40

NO HAY CANTABRIA INFINITA SIN INDUSTRIA

Medido en términos de PIB por trabajador, la economía española y por ende la cántabra, ha alcanzado ya la misma productividad que Alemania. Lo malo es que el modo de lograrlo ha sido desmantelando cientos de empresas, enviando a la cola del paro a miles de cántabros y deteriorando de forma indigna las condiciones laborales de los que tienen  la suerte de tener un trabajo. Así las cosas, solo hay dos modos posibles de que esa enorme cantidad de personas desesperadas vuelva a tener un empleo alguna vez en su vida en condiciones objetivamente decentes. La primera es que, igual que hicieron sus abuelos, emigren en masa hacia el norte de Europa u otras latitudes. La segunda, que las industrias cántabras que aún no hayan sido destruidas  mejoren su productividad dando lugar a un aumento de su dimensión. Ni la bajada de salarios, ni los impuestos, ni la famosa rigidez del mercado laboral, ni el racionamiento del crédito, ni el presunto tamaño elefantiásico del Estado autonómico, ni la falta de emprendedores, ni la “casta”. El gran problema de Cantabria es la productividad, un concepto basado en la calidad y la excelencia. O como lo define la EPA (agencia europea de  productividad) una actitud mental que busca  una constante mejora de lo que existe ya. Requiere esfuerzos continuados para adaptar las actividades económicas a las condiciones cambiantes y aplicar nuevas técnicas y métodos

La productividad es un pilar fundamental de la industria,  y este sector es el que marca la diferencia entre una sociedad de bienestar sostenible y el sálvense quien pueda de los pueblos subdesarrollados. Ejemplos no nos faltan en uno u otro sentido. Dentro de nuestro país podemos emular al País Vasco, la región con menos desempleo de España gracias a su apuesta histórica por la industria, o podemos imitar a Canarias, comunidad volcada en el monocultivo del turismo gracias a unas condiciones climáticas envidiables pero que ostenta unos de los records nacionales de desempleo con una tasa del 32%.

Sin querer menospreciar a este sector económico hay que decir que sirviendo cañas de cerveza en chiringuitos de playa, vendiendo camisetas turísticas, o gastando ingentes cantidades de dinero en teleféricos u otros proyectos de escaso valor añadido, se antoja difícil, muy difícil, lograr una economía que sea capaz de sostener y respaldar la sociedad que todos queremos para nosotros y nuestros hijos. Claro que, fabricando maquinaria de precisión  en una nave industrial, la cosa cambia y mucho. Eso si, volver a la industria significa volver a la política industrial, esa de que tanto se habla pero que no se concreta.  Dejar al albur del libre mercado la solución de las cosas  como pretenden algunos no suele dar resultado. Todos los países del mundo, empezando por Estados Unidos (que destina cada año el 22% del presupuesto nacional a la industria) y terminando por nuestros socios de la UE (caso de Francia con su plan “Nueva Francia Industrial” dotado con 3.700 millones de euros de inversión pública) intervienen de un modo u otro para impulsar la industria propia.  De ahí que sea más que necesaria una apuesta política decidida por una Cantabria industrial adaptada a los tiempos. Las primeras  condiciones para este cambio de rumbo son relativas a la  actitud y aptitud. La actitud hasta estos momentos de los diversos gobiernos hacia la industria  no ha sido muy activa si no todo lo contrario, de tal manera que han situado a políticos menores, por decirlo de alguna manera, en esas responsabilidades,  creando un problema de aptitud que lastra la industria y que  sigue sin resolverse en la actualidad. Y ya sabemos que lo que no mejora tiende a empeorar.

La industria tiene que ser una protagonista en la acción de Gobierno y desde luego unir en la misma consejería Turismo e Industria no ayuda en absoluto. Una política industrial activa debe promover desde las diferentes administraciones, entre otras cosas, la creación  de cluster industriales, agrupando esa tejido productivo que por su escaso tamaño es casi imposible que puedan acceder a nichos de mercados externos y por tanto hacerles más fuertes y menos vulnerables   a los periodos de crisis. La experiencia nos dice que la microindustria ha sido la primera victima de los vientos racheados de la falta de crédito y caída de la demanda interna.

Toda la sociedad debe implicarse en la apuesta por la industria. Y un pacto social es la mejor formula. La acción  público-privada (Gobierno-Universidad-empresas y sindicatos) en el desarrollo de agrupaciones industriales en sectores donde nuestra industria regional es todavía referente, tales como la automoción, la metalurgia o la química, es un reto que merece la pena realizar. En definitiva, reconstruir sobre  esos sectores que hemos demostrado capacidad, sin obviar otros donde, por nuestras características, podamos ser competitivos. Incrementando la dimensión de nuestro tejido productivo, la internacionalización  y  la innovación tecnológica, hallaremos el verdadero camino de la productividad y la calidad y con ello un empleo estable y bien remunerado.

Todo lo demás se antoja redundar en los errores de siempre. Cantabria  debe  ser infinita pero para todos los cántabros y eso pasa por la industria.

Agustín Herrera Pérez

Secretario General Federación de Industria USO-CANTABRIA​

LUCES Y SOMBRAS EN EL EMPLEO DE SEPTIEMBRE

Los datos de paro en septiembre, con 19.720 personas más en las listas del INEM, y un total de 4.447.650 desempleados en España, muestran luces y sombras que dibujan un escenario pesimista a la hora de sustentar un marco laboral que debe apostar por la calidad del empleo.

Septiembre nos deja buenos datos de creación de empleo en agricultura, industria y construcción, castigados especialmente por la crisis, pero se vuelve a mostrar que el empleo depende, en gran medida, del turismo y la estacionalidad, castigando especialmente a los 41.608 parados que provienen del sector servicios durante este mes.

Sombras encontramos también en cuanto a la desigualdad laboral, tanto por sexo como por edad, que se deduce de los datos conocidos hoy. En septiembre, se ha incrementado el número de mujeres sin empleo (23.787) hasta alcanzar el total de 2.351.882 desempleadas, y sube también el desempleo en el colectivo sin empleo anterior (11.302 personas más) así como en los jóvenes menores de 25 años, que aumenta en 23.936 personas, lo que supone un 6,20%.

Mes a mes los datos de desempleo inciden en dos importantes retos a los que se deben hacer frente a través de políticas de fomento del empleo: el desempleo femenino y el juvenil, colectivos muy afectados por la crisis y que precisan incorporarse al mercado laboral.

También, durante el mes pasado, se ha incrementado el número de contratos registrados (1.634.444) y el número de contratos indefinidos en 138.543 nuevos, pasando a representar el 8,48% del total de la contratación. USO valora positivamente estos datos aunque insistimos en que persiste la peligrosa tendencia de la temporalidad, ya que del resto de contratos registrados en septiembre, 20.301 son de carácter formativo y 1.475.870 son temporales, una cifra muy superior a la deseada. Se sigue destruyendo más empleo estable del que se crea.

Continúa aumentando el número de beneficiarios de prestaciones por desempleo, con 3.340 personas más en agosto (con un total de 2.528.055), y desciende la cobertura, situándola en el 60,45%. A pesar de las previsiones del Gobierno que prevén un descenso de los beneficiarios de prestaciones por desempleo para 2015, traducida en una reducción del 15% destinada a esta partida en los Presupuestos Generales del Estado, la realidad es bien distinta: sube el número de beneficiarios y, aunque algunos dejarán de tener derecho a recibir esta prestación, pasarán a engrosar las cifras de pobreza en nuestro país.

Desde USO exigimos al Gobierno una mayor protección a los desempleados de larga duración y al colectivo de mujeres y jóvenes para hacer frente a la desigualdad social.

USO LANZA SU NUEVA CAMPAÑA PARA LAS ELECCIONES SINDICALES: CONTIGO, OTRO SINDICALISMO ES POSIBLE

La Unión Sindical Obrera presenta su campaña para las elecciones sindicales “Contigo, otro sindicalismo es posible” en la que, desde la Autonomía, la Independencia, el Pluralismo, la Solidaridad y el carácter internacionalista, principios que nos definen, trabajaremos intensamente para continuar defendiendo los derechos de los trabajadores y trabajadoras en el escenario económico español.

Arranca un nuevo período de elecciones sindicales en el que la USO tiene mucho que decir. Porque defendemos una manera diferente de hacer sindicalismo, alejada de los partidismos y con un objetivo común claro: la defensa de los derechos sindicales y laborales.

Apostamos por la regeneración democrática del marco sindical con el objetivo de poner freno al bisindicalismo, favorecido por el marco legal, constatando que hay más organizaciones sindicales, además de las mayoritarias, y que se debe escuchar a todos por igual, porque no hay trabajadores y trabajadoras de primera o de segunda.

USOes la tercera fuerza sindical en España, con gran presencia en determinados sectores y con una implantación, en constante crecimiento, a pesar de una legislación antidemocrática al servicio del bisindicalismo, contando con más de 11.000 representantes sindicales.

El cambio en el marco sindical sólo puede hacerse realidad con la participación en las elecciones sindicales, apostando por un nuevo modelo de hacer sindicalismo: el de la USO.

Porque otro modelo sindical es posible, os pedimos a todos y todas vuestra participación en este importante proceso electoral.

USO NO FIRMA EL DOCUMENTO LABORAL DE SNIACE PORQUE ES UN CHANTAJE A LOS TRABAJADORES

La empresa se niega a admitir retirar las partes no laborales del documento o introducir un anexo de reservas al documento.

Como ya había avanzado en la última reunión entre empresa y sindicatos, USO sólo firmaría el acuerdo en su contenido laboral excluyendo aquellas cláusulas ajenas a la negociación colectiva.

El documento finalmente ha sido suscrito en su totalidad por 12 de los 17 miembros del comité de empresa. No han firmado el documento los 4 miembros de USO y 1 de UGT. El resto ( UGT, CCOO,y SU)  han aceptado  un documento en el que de manera expresa exoneran a la dirección de la empresa de cualquier responsabilidad en la gestión de la compañía y por tanto obstaculizan de manera severa cualquier reclamación judicial, en un escenario futuro, cara a defender los derechos de los trabajadores ante la  empresa.

La empresa a cambio de que la mayoría del comité rubrique esas cláusulas exculpatorias de su gestión, ofrece un plan laboral sin ninguna garantía de compromiso si se atiende a las 13 estipulaciones suspensivas que hacen casi papel mojado el acuerdo firmado. La empresa ha concluido la negociación de la firma del documento con más de 26 reuniones y en ningún momento ha anunciado un mínimo plan de viabilidad ni plan financiero que sostengan el plan laboral.

La empresa, que en la reunión anterior había requerido a USO el documento de adhesión con las reservas de aceptación de las cláusulas laborales, para su posible estudio, desistió por la presión ejercida por el resto del comité a aceptar inclusiones en el documento, fueran cual fuera, por parte de USO.

USO concertará en los próximos días un encuentro con los administradores concursales dado que la empresa quedó en gestionar este encuentro y  no ha hecho nada por facilitar el encuentro entre los trabajadores  y los administradores.

CAMPAÑA STOP LEY DE MUTUAS

USO ha puesto en marcha la campaña “STOP Ley de Mutuas”, con el objetivo de mostrar nuestro rechazo a la nueva legislación que ha diseñado el Gobierno y que plantea medidas manifiestamente antisociales, por ir en contra del derecho a la salud de trabajadores y trabajadoras y otorgar mayores competencias a las mutuas que han pasado, de ser entidades colaboradoras con la Seguridad Social, a contar con mayor poder de gestión en todos los ámbitos de la salud laboral.

La campaña, que se ha hecho llegar a todas las Federaciones y Uniones, consta de un díptico informativo, en el que se muestra nuestro rechazo al Proyecto de Ley y donde se analizan las novedades que incluye en esta materia, así como unacarta para que sea suscrita por todas las Secciones Sindicales, miembros de comités, delegados y afiliados para mostrar su oposición a la aprobación de esta ley. Esperamos vuestro apoyo en un asunto que nos afecta a todos por igual.

Además, La USO está elaborando enmiendas a esta Ley de Mutuas para hacérselas llegar a los grupos parlamentarios para su presentación dentro de los plazos establecidos antes de su aprobación definitiva.

No al Proyecto de Ley de Mutuas
Concretamos nuestro rechazo en cinco ámbitos:

  • Propuestas de alta en cuanto a enfermedades comunes. Las mutuas podrán proponer altas desde el primer día de baja por enfermedad común, dejando indefensos a los pacientes y pudiendo provocar un mayor riesgo para la salud por posibles incorporaciones laborales prematuras.
  • Nueva denominación: Mutuas colaboradoras de la Seguridad Social. Se abre la puerta a cualquier tipo de colaboración y pasan a ser gestoras de prestaciones de la Seguridad Social.
  • Privatización de la Sanidad Pública. USO considera que los convenios entre mutuas y los servicios públicos de Salud para adelantar asistencias, tratamientos o pruebas, serán retribuidos a las mismas, por lo que esta modificación supone la privatización encubierta del Sistema Nacional de Salud.
  • Prevención de Riesgos Laborales, olvidada. La nueva norma afecta a aspectos importantes en materia de prevención de riesgos laborales, en los que no ha habido consulta ni consenso.
  • Fondos públicos para gastos indebidos. Las mutuas tendrán la potestad de crear la llamada Reserva Complementaria, nutrida del dinero de las cotizaciones, cuyos recursos podrán ser destinados al pago de exceso de gasto de administración, sanciones o gastos procesales.

Gobierno y empresarios, los ganadores
El Proyecto de Ley de Mutuas busca favorecer los intereses de Gobierno y empresarios, y los verdaderos perdedores en esta cuestión somos todos los trabajadores y trabajadoras.

El Gobierno ahorrará aproximadamente 227 millones de euros anuales, y al disminuir los costes en prestaciones de incapacidad temporal por acortamiento de las bajas, los empresarios tienen los argumentos para solicitar la tan ansiada reducción de las cotizaciones sociales. Además consiguen reducir el absentismo, aunque sea a costa nuestra salud.

Las mutuas asumen cada vez más facultades de gestión y control, aunque la supuesta eficiencia de las mutuas es a costa de cargar buena parte de sus costes al Sistema Nacional de Salud.

Desde USO observamos cómo en el Proyecto de Ley de Mutuas no se incorpora ninguna medida en relación a la Salud Laboral, tales como la actualización de los listados de enfermedades profesionales, o las mejoras en su detección y declaración. Ni tampoco busca combatir la inadecuada calificación de las contingencias profesionales como comunes, habitual causa por la que las mutuas se niegan a reconocer el origen laboral de las lesiones, o la sistemática calificación de la gravedad de los accidentes a la baja, sin establecer control para sus actuaciones sanitarias.

USO SE ADHIERE AL MANIFIESTO CONTRA LA EXCLUSIÓN SANITARIA

La Unión Sindical Obrera (USO) se ha adherido al manifiesto contra la exclusión sanitaria, en defensa de la sanidad universal, en el que se insta al Gobierno a elaborar una nueva ley de Sanidad que nazca del consenso de las fuerzas políticas, sociales y las sociedades científicas, que establezca las condiciones para un Sistema Nacional de Salud, universal, de calidad, y sostenible sobre la base de una gestión eficiente, eficaz y transparente y que garantice el derecho a la protección y promoción de la salud establecido en la Constitución Española.

Un total de sesenta y tres organizaciones y plataformas de los ámbitos social, profesional y científico, se han adherido a este manifiesto en el que se denuncian los impactos del RDL 16/2012 y el incumplimiento por parte del Gobierno Español de la legislación internacional de derechos humanos.

Desde la entrada en vigor del Real Decreto Ley, al menos 873000 personas en España perdieron el derecho a la asistencia sanitaria, según cifras del propio Gobierno. E incluso en aquellos supuestos en los que el RDL reconoce el derecho a la atención (embarazadas, menores, atención de urgencias…) se han originado numerosos casos de desatención, sin que, hasta la fecha, se haya tomado ninguna iniciativa para atajar estos incumplimientos.

LOS TRIBUNALES RECONOCEN A USO EL DERECHO DE ELECCIÓN EN LA CONSTITUCIÓN DE LA SECCIÓN SINDICAL

El Tribunal Supremo ha dictado sentencia estimando el recurso de la Sección Sindical Estatal T-systems, reconociendo el derecho del sindicato al crédito sindical de 40 horas mensuales en base a tener en cuenta la totalidad de los trabajadores de la empresa y no la del centro de trabajo del delegado sindical.

El Tribunal Supremo en esta sentencia repasa la evolución de interpretación que sobre esta materia ha tenido la Sala IV, que en un primer momento se inclinó por considerar que sí era posible tomar como referencia la empresa en su conjunto, para cumplir el requisito del número de trabajadores “más de 250” necesario para poder tener delegados sindicales/LOLS. En un segundo momento, cambió el criterio, exigiendo que existieran centros de trabajo con más de 250 trabajadores, y en un tercer momento, se mantuvo el segundo criterio, aunque con matizaciones.

El Fundamento de Derecho Sexto de la sentencia literalmente dice “en definitiva, corrigiendo nuestra doctrina anterior, declaramos que la opción que se ofrece en el art. Nº 10.1 de la LOLS entre nombrar los delegados sindicales a nivel de empresa o de centro de trabajo, pertenece al sindicato en cuestión como titular del derecho de Libertad Sindical. Y, si ha optado por el nivel de empresa, la aplicación de la escala del artículo 68 del ET para determinar el nº de horas sindicales a que tendrá derecho cada delegado sindical debe hacerse interpretando que el nº de trabajadores a que se refiere cada uno de los niveles de esa escala, es el de la empresa en su conjunto y no el de cada de sus centros de trabajo”.

Esta sentencia, ganada por los Servicios Jurídicos Confederales de USO y la Sección Sindical Estatal de T-Systems, supone un paso muy importante en la defensa de la libertad sindical, permitiendo al sindicato autoorganizarse mediante el ámbito de Sección Sindical más conveniente en cada caso para la Unión Sindical Obrera.

Esperamos que esta sentencia tenga utilidad para conseguir el mayor crédito horario de nuestros delegados sindicales para el trabajo sindical, sobre todo en estos momentos de profunda crisis y tanta necesidad de sindicatos, sin corrupción, como la USO: autónomo, independiente y autofinanciado por nuestros propios recursos.

USO ACUSA A UGT, CC.OO y PP DE DAR LA ESPALDA A TORRELAVEGA Y BUSCAR INTERESES PARTICULARES

Ninguna de estas organizaciones han suscrito la Declaración de Torrelavega Industrial
El sindicato USO agradece a todas las organizaciones  firmantes  el apoyo al documento  promovido por la Cámara de Comercio  y que tiene como eje el apoyo a la industria y la recuperación económica de la comarca.
 
De la misma manera  USO desea manifestar  el  rechazo a aquellas organizaciones  que desde el más absoluto fariseísmo  dan la espalda a las necesidades colectivas de la comarca y centran su estrategia en sus propios intereses.
 
En ese sentido, resulta lamentable que los dos sindicatos convocantes de una  huelga general  en el municipio de Torrelavega por la grave situación laboral y económica,  UGT y CC.OO, se aprovechen de la  necesidad de una comarca para sacar su rédito particular.
 
Estos dos sindicatos en ningún momento, durante la fase de la elaboración del documento, han participado con propuestas ni  han tenido una actitud constructiva. Por poner un ejemplo, la única propuesta  conocida de CC.OO   ha sido que no se celebrasen reuniones en el mes de agosto, algo que fue, por supuesto, rechazado por el resto de organizaciones. Ni un documento de trabajo, ni una colaboración ni un mínimo esfuerzo. Por ello, resulta  un insulto a todas las organizaciones firmantes,  y especialmente a los ciudadanos   de Torrelavega, que este sindicato afirme no apoyar el documento por “insuficiente”.
 
 El otro sindicato, UGT,  tan preocupado por la situación de Torrelavega que apoyó hasta el final una huelga general, no ha aportado tampoco ningún documento ni ha colaborado con ninguna propuesta, salvo  intentar desde su inicio torpedear la iniciativa al insistir en que los asuntos de Torrelavega deben ser tratados  en el foro regional de la Concertación Social, club exclusivo compartido con la CEOE y CC.OO, y que es precisamente   donde se han firmado los cheques que han venido financiando durante lustros  a esas organizaciones a cambio del llamado “dialogo social”. Es decir, donde no hay  dinero estos sindicatos no participan.
 
Por último, USO entiende, y así lo manifestó en su momento, que ni el Ayuntamiento ni el Gobierno regional deben suscribir el documento, en pura lógica, por ser los receptores del mismo. Pero resulta incomprensible que el Partido Popular de Torrelavega, que ha mantenido una actitud activa en este foro, se niegue a firmar el documento. Los responsables de tal decisión vuelven a la senda de la política pequeña y mezquina, tan conocida en nuestra ciudad. Una decisión de la dirección del partido local que debe ser censurada de manera inequívoca  por sus militantes en unos momentos que hay que sumar y apartar  las miserias personales y políticas. Torrelavega necesita generosidad y unidad y por ello el Partido Popular debe replantearse su decisión y apoyar este documento.​

 

INDIGNACIÓN ABSOLUTA Y RECHAZO ANTE EL CASO DE LAS TARJETAS FANTASMA DE CAJA MADRID

La Unión Sindical Obrera quiere hacer público su más enérgico rechazo e indignación ante el uso personal e ilícito llevado a cabo por parte de gestores políticos, sindicalistas, banqueros y miembros de organizaciones empresariales de los fondos de la antigua Caja Madrid durante el período 2003-2011, destapado por diversos medios de comunicación.

USO considera inmoral el gasto realizado a través de las denominadas ‘tarjetas fantasma’ y solicita una investigación judicial en profundidad para determinar si algunos de esos gastos han podido contribuir ilegalmente a la financiación de sindicatos y partidos políticos.

USO manifiesta que su organización nada tiene que ver con estas prácticas ilícitas porque actuaciones como las conocidas durante esta semana, con gastos excesivos en el ámbito personal por parte de sindicalistas, no hacen otra cosa que contribuir a dañar aún más al movimiento sindical en España y a aumentar el descrédito y la pérdida de credibilidad de la ciudadanía hacia la instituciones democráticas, como son los partidos y los sindicatos.

Las organizaciones, ya sean sindicatos, partidos políticos, empresariales o asociaciones, tienen que representar los intereses propios de los ciudadanos, dejando de lado los intereses personales o particulares y, someterse a la Ley de Transparencia, gestionando los recursos públicos bajo criterios de austeridad y eficiencia.

USO solicita que recaiga sobre los responsables todo el peso de la ley, para que casos como éste no sigan empañando el sindicalismo en España ni lo llenen de delincuentes.