USO califica de insostenible la situación de la Policía Portuaria del Puerto de Santander

0
210

Su plantilla se ha reducido en un 30% y la falta de seguridad les obliga a ejercer competencias que no tienen y que comprometen su integridad

El sindicato USO denuncia la situación de la Policía Portuaria de Santander y la califica de insostenible. El déficit de gestión de la seguridad del Puerto  en los últimos años ha colocado a las instalaciones portuarias santanderinas  en el centro de atención de las mafias de tráfico ilegal de personas, especialmente, albanesas. El refuerzo, anunciado días pasados, de policía a la llegada y salida de barcos de pasajeros, no soluciona el problema y sólo significa poner un  parche a la situación.

Durante los últimos 4 años la Policía Portuaria ha reducido su personal en un 30%, fruto de jubilaciones no cubiertas,  que dificulta la realización de su labor específica. En esa  gestión de reducción de costos, sitúa a este colectivo, unos 35 efectivos, en una clara situación de estrés laboral y de una importante indeterminación. Los agentes portuarios son una policía administrativa y como consecuencia del efecto llamada, fruto de las deficiencias en materia de seguridad, a su labor específica se ven obligados a ejercer funciones de policía de frontera. Esta situación se agudiza los fines de semana, viernes y sábado noche, cuando se incrementan los saltos a la valla perimetral del Puerto por parte de la migrantes y ni la Policía Nacional ni Guardia Civil  se encuentra dentro de las instalaciones. En esos momentos es a la Policía Portuaria a quien se le exige una actuación que excede sus competencias y compromete su seguridad.

USO reconoce la labor que realizan tanto la Policía Nacional, y su  Brigada de Respuesta a la Inmigración Clandestina (BRIC), como la Guardia Civil en las labores de control y vigilancia,  pero  el Puerto de Santander es  un auténtico coladero que exige una decidida intervención en inversiones tanto en nuevas instalaciones como en incremento de personal estable de vigilancia y de Policía Portuaria. El déficit en materia de seguridad provoca que se produzcan situaciones de riesgo para el personal que pueden ser sin ninguna duda evitables.

USO, viene denunciando en el tiempo las carencias  del Puerto y sus consecuencias sobre los agentes administrativos y exige que esta  área portuaria sea segura y deje de ser un referente en el norte  peninsular  donde las mafias  instalan sus redes clandestinas.

Sección Sindical USO-Puerto Santander