USO prevé un otoño frío para el empleo en Cantabria

0
179

 Cantabria descuenta de manera anticipada el factor estacional en el mercado laboral. La alta volatilidad del empleo que es capaz de crear la región, junto con lo que parece una falta de confianza de los empresarios, adelanta el otoño económico. En esta ocasión no se puede afirmar, todo lo contrario, que el frenazo es achacable a factores meteorológicos. Parece que los vientos de cola que han venido empujando tanto la economía regional como la nacional reducen su efecto,  o al menos así lo están interpretando  los encargados de generar empleo, es decir, el empresariado. Ello puede explicar la reducción significativa de la contratación regional  durante el pasado, con casi 7.000 contratos suscritos menos que el mes anterior.

Si el impacto del turismo en la economía regional pierde fuelle y a esto sumamos los efectos del progresivo encarecimiento de la energía en el tejido productivo y en el consumo doméstico, nada invita al optimismo cara a la creación de empleo en los próximos meses. Por ello, todo parece indicar que el otoño que está a las puertas será más frió de lo habitual, al menos en términos económicos y de empleo en Cantabria.

El sindicato reclama medidas políticas que generen empleo estable y especialmente dirigidas al aumento de la capacidad industrial.

Los datos

Los últimos datos publicados por el SEPE de paro registrado en Cantabria muestran un descenso del paro registrado del 7,36% interanual, alcanzando la cifra de 32.830 personas en el mes de agosto de 2018.

Con respecto a julio de este mismo año, el paro registrado en Cantabria aumentó en 241 personas en agosto, lo que en términos relativos representa un aumento del 0,74%.

En el conjunto de España el paro registrado disminuyó un 5,92% interanual y aumentó un

1,50% mensualmente, situándose el número de parados en 3.182.068.

El paro masculino en agosto disminuyó en 1.623 hombres respecto al mismo mes del año anterior mientras que el paro femenino lo hizo en 985 mujeres, lo que en términos relativos supone un descenso de un 10,08% en el paro masculino y un 5,10% en el femenino.

El mayor descenso del número de parados se dio en los varones mayores de 25 años, con una reducción de un 10,41%, colectivo que supone un 40,96% del total de parados.

Según la distribución del paro registrado por sectores económicos, en el mes de agosto el mayor porcentaje de los parados se encuentra en el sector servicios (72,46%), seguido del colectivo sin empleo anterior (8,85%), la construcción (8,73%), la industria (8,27%) y la agricultura (1,70%).

En términos relativos, considerando la evolución interanual del paro en Cantabria se producen caídas en todos los sectores, siendo éstas del 21,86% en la construcción, del 7,31% en el colectivo sin empleo anterior, un 5,78% en los servicios, del 3,96% en la industria y del 1,24% en la agricultura.